Queue boosting

Con la era digital, los consumidores cada vez gozan de mayor autonomía. Les resulta más fácil navegar por el mundo en el que viven desde sus smartphones, encontrar lo que necesitan e interactuar con quien quieran. No les hagas perder ni un segundo esperando en la cola cuando compran en tus tiendas. El «queue boosting» reduce el tiempo de pago porque el personal de la tienda puede escanear y cobrar los artículos sobre la marcha. Gracias al carrito unificado, los agentes de venta podrán recuperar los carritos online y proceder al cobro en unos pocos clics. Mejora aún más la experiencia con el self-checkout: los consumidores no tendrán que interactuar con ningún agente para pagar sus artículos.

Más información en:

Si deseas saber más, ponte en contacto con nosotros